miércoles, 16 de septiembre de 2015

LAS ESTRELLAS



¿ Que cómo me enteré de ésta historia?, pues…. de casualidad, como tantas otras cosas que llegan a nuestras vidas sin indagar, sin buscar, solamente fluyen hacia nosotros como una brisa mañanera y solo hay que tener la sensibilidad de sentirla en el rostro y ser consciente de su frescura.


Hacía mas de veinte años que no pisaba aquél umbrío parque. Cuando volví de mi exilio sentí la necesidad de redescubrir la ciudad donde nací. En este otoño sin viento, me fui a sentar en el mismo banco que antaño solia hacerlo para contemplar el manto de ocres y sienas tostados de las hojas caídas de los plátanos de sombra que no dejaba ver un palmo de tierra y cuyos crujidos al pisar me recordaban juegos de niños corriendo bufandas al viento.

Si, aquello me daba paz, una paz serena de soledad y cementerio rodeado de aquellos bellos cadáveres vegetales alguno de los cuales aún presentaban restos de su verde vida anterior

No sé aun como ella llegó. Mi pensamiento estaba emparrado en alguna insulsez y mis ojos abstraídos miraban sin ver. Cuando por fin se hizo consciente de lo que veía, una belleza de melena rubia con gabardina ajustada y tacones increíbles trazaba con un palo ruidosas estelas en la hojarasca.

Tiré mi cigarrillo y me levanté sigiloso para contemplar el trazo mientras pisaba la colilla. Era una gran estrella de seis puntas en medio de la glorieta cuya visión me llevó al instante a un recuerdo borroso del pasado cuando una anciana delgada y coja hizo el mismo dibujo arrastrando la punta se su pata de palo de madera de ciprés en este mismo lugar creando estelas misteriosas, mientras yo, en ese mismo banco también, devoraba aun sin gafas una novela de Balzac.

-Disculpe señorita, disculpe pero este dibujo yo lo vi aquí hace muchos años…lo hizo una anciana coja que yo pensé que no estaba en sus cabales, pero al verla a Vd. ahora pienso que esta estrella tiene un significado que entonces se me escapó. ¿ puede Vd. decirme porque ha dibujado eso?
Uno de los rostros mas sublimes que yo había visto en mi vida , me miró a los ojos con una sonrisa dulce pero triste y una con voz tierna me dijo:

-Claro señor….mire, aquella mujer era mi madre, un ser desgraciado desde su nacimiento, que con su pata de palo supo desde la infancia que debía renunciar a todo lo que hace feliz a una mujer…se recluyó en su triste destino entre los fogones para cocinar para los demás sin ofender con su presencia y mitigaba su soledad con largos paseos por este parque las tardes de los domingos.Fue aquí, en este mismo lugar, donde tal día como hoy la violó brutalmente un borrachín una tarde ventosa de otoño en la que el parque estaba desierto.
- ¿ Y para que dibujaba una estrella ? ¿ Por qué recordar aquel desgraciado episodio?

-¿Desgraciado? Para ella fue el inicio de la vida…Siempre decía que no podía entender como de aquel terrible mal pudo nacer tanto bien..aquello me concibió a mí , y supuso la única y permanente alegría hasta el instante de su muerte. Para ella fue la visita de su buena estrella como la anunciación para la virgen. Por eso, cada año en la misma fecha, venía a dar gracias a Dios dibujando con su patita de palo una estrella en este lugar para ella bendito …
- Y Vd….. porque la dibuja ahora señorita....

- Por su recuerdo caballero…por su recuerdo. Gracias a la felicidad de mi madre, no pude ser mejor criada y educada, y no pude tener una infancia más feliz. Ahora, no puedo menos que agradecérselo continuando su rito y dibujando cada año mi estrella de seis puntas para que un ángel con pata de palo sonría en el cielo pensando que soy dichosa.
Sobrecogido , me despedí educadamente y dándome la vuelta caminé presuroso para que aquella mujer no viera las lagrimas de emoción que había provocado en aquel viejo carcamal..




8 comentarios:

Mª Isabel Gálvez Castillo dijo...

Buena prosa y relato entrañable

Anónimo dijo...

Un relato sublime. Imposible leerlo sin terminar con los ojos humedos.

Anónimo dijo...

Uno más de tus relatos, donde la soledad, la muerte, la vejez, la nostalgia de un tiempo pasado, son los protagonistas (a mi me lo parece).No creo que haya que celebrar una violación, bajo ningún concepto, y la estrella de David??? Símbolo de el judaísmo, con todo lo que implica, no entiendo.

La Sexalescencia, una generación que ha rechazado fuera del idioma la palabra"sexagenario" por que sencillamente no tiene entre sus planes actuales la posibilidad de envejecer. Intenta leer este artículo y ponte las pilas!!
Tiene muy buena prosa y está muy bien escrito.


Amon eres el responsable que haya apartado mis CD de relajación, por tus recomendaciones y me encanta, escuchar el Qiixote o el cascanueces con los cascos y ver el ballet es llegar hasta un punto lacrimoge uff. Algo muy parecido a un orgasmo! Si no me falla la memoria o no me traiciona la mente jijij.
Gracias por hacerme sentir.

Amon-Ra-Net dijo...

El estoico Marco Aurelio en sus 'Meditaciones' dice "La adversidad no es una desgracia, antes bien, el sufrirla con grandeza de ánimo es una dicha."
Pienso que la chica de melena rubia con gabardina ajustada y tacones increíbles ha aprendido de su madre (condicionada en su mutilación como opción sexual) esta máxima, sin menoscabo de lo inefable de la agresión sexual (tanto da un borrachín que un opositor a notarías). Como bien dice Anónimo no hay que celebrar una violación bajo ningún concepto, lo deseable es ser engendrado por deseo consciente y no de una agresión o de una noche loca de vino y rosas, y continuando con Anónimo le citaré otra de Marco Aurélio "El abrazo sexual sólo se puede comparar con la música y con la oración" así que no vas descaminada.
La estrella de David la prefiero circundada en un rosetón gótico y proyectando su caleidoscopio cromático, no estoy esta temporada para semitismos con lo que está cayendo.
Sigues con tus azules Paco (a este paso Fra Angélico se quedará en agua de borrajas) pero por favor, alegra los temas que éste hace juego con el de 'Canción triste de mi ciudad' y no estamos para sofocos.
Música de Chopin "Polonesa N°6 la heroica"

Anónimo dijo...

Amon, me has quitado un gran peso de encima! !!!Que Paco es un gran contador de historias ( es en definitiva hacer relatos ) no tengo ninguna duda, y que lo hace muy bien, .Soy una gran lectora y objetiva ante todo. No voy a potenciar su ego a Narciso, perdón Francisco sin motivo.

No conocía las frases de Marco Antonio, te doy las gracias por ello, por aumentar mi léxico e introducirme en esa maravillosa música! !!!Cuando acabe mi jornada laboral (acaricio el seis, casi lo toco) la disfrutaré.

Anónimo dijo...

Perdón Marco Aurelio, el móvil a veces tiene vida propia jijiiji.

Anónimo dijo...

Que pasada Amon!!!! Solo con el piano, me ha encantado!!!! Una maravilla para dejarse llevar ufff.....
Me he debido de mover por garitos" Donde había más sapos que principitos"
Aunque prefiero ser guerrera que princesa , ya no beso sapos jijjiji.

GRACIAS!!!.

Acuarelaexpresiva Li Mizar dijo...

me gusta muchísimo el tratamiento de esta figura humana por su expresividad y economía de líneas