martes, 1 de septiembre de 2015

UNA COMIDA FAMILIAR

Abrió los ojos una hora antes de que sonara el despertador, pero casi a la par, notó un fuerte codazo en los riñones acompañado de un susurrado "! Alfoooooso..! ! Va! ! levaaantate!"con el que Carmina, su esposa, de espaldas y sin moverse, le impelía "cariñosamente" a salir del lecho abandonando el caliente embozo y lanzarse a la negra y fría madrugada.!
No hubiera hecho falta! , había dormido inquieto, era consciente de su responsabilidad, y su importante papel, ! Toda su Familia, su madre y sus tres hijas…esperaban todo el año ese sagrado evento, ! Era la Comida más importante del año en la fiesta más importante de la ciudad! un Menú especial, algo que adoraban y que nadie, y digo Nadie en la familia, osaría probar hasta el evento siguiente. y él, él……era el encargado de que todo estuviera a punto y en la mesa a las dos, con el ambiente y la música adecuada…. 
Como siempre, sintió una leve sensación de inseguridad ! no podía llegar tarde… ! no permitiría que otros se llevaran los mejores, o lo que es peor…. ! lo dejaran sin él! . Nunca había ocurrido en los diez últimos años y aunque lo tenía encargado con un mes de antelación, siempre tenía el temor de que hubiera algún error..

Se vistió rápidamente y salió de casa, las oscuras calles de la ciudad estaban desiertas a esas horas tras la noche festiva previa y la carretera sinuosa que subía hasta aquel pueblo perdido, donde hacían los mejores ejemplares, estaba peligrosamente helada.

Para Don Alfonso, no importaba la distancia…no importaba la hora….no importaba el precio….solo importaba la tradición… y el deseo……. La Noche anterior, ya había sacado de su bodega , para que se fuera atemperando, el mejor vino, un ribera del Duero gran reserva, aterciopelado y suave, con notas de avellana y frutos secos, que maridaba con la comida a la perfección .

También había preparado, no sin cierto rito y devoción un cuchillo japonés tan bello y afilado como caro, que tenía reservado exclusivamente para el evento anual….. Minutos antes de la hora de comer , Carmina que había engalanado el comedor, repasó cuidadosamente el protocolo, repasó la cristalería la vajilla buena y la cubertería de mamá, encendió todas las luces, avivó la chimenea, y colocó la preciosidad sobre la mesa, sobre una antigua tabla de madera de roble… 

! Si, Estaba todo en Orden..! A las dos en punto abrió las dos hojas acristaladas de la puerta del comedor para que la familia que se agolpaba en el pasillo pasara…. cuando entraron, rodearon la mesa… ! Ohooooooooo! exclamaron al unísono… allí estaba, como todos los años…. esperándoles… Una Hogaza de 3 kilos horneada con leña de olivo, morena…,oronda… con su crujiente y tostada costra por fuera y blanca esponjosa y tierna en su interior , adornándose con tres rubias estrías reventonas

María, la hija pequeña, casi lloraba de emoción….. Si, !Parecía mentira!, pero para esta familia de obesos crónicos… a dieta perpetua desde tiempo inmemorial…castigados por el más despiadado de los regímenes ! El Pan! y solo el Pan……! era su mayor ilusión, era el alimento prohibido, ! la manzana de Eva ! y cada año en este día y, solo en este glorioso día….. llegaba del cielo, como el maná que enviaba Dios en el desierto…..!